Ok. ¿Cómo me retiro?

Vamos desde el principio, el retiro es ese momento mágico al final de tu vida laboral, cuando puedes dejar de hacerlo. Para lograrlo sin morir de confusión en el intento, necesitas haber ahorrado durante tu juventud.

Hay varias entidades que ayudan a los trabajadores con esta tarea. Seguramente has oído hablar de pensiones o de AFORES, ambas son las instituciones oficiales que se enfocan en eso. Aunque su funcionamiento es distinto, los resultados para ti son similares.

¿Cuál me toca a mi? Si comenzaste a trabajar formalmente después del 1 de julio de 1997, entonces tú eres una de las personas que requieren encontrar (o abrir) su AFORE. Puedes conocer si tienes una y dónde está dando click aquí.

¿Mis papás se van a jubilar con su AFORE? Lo más probable es que no. Casi todas las personas mayores de cierta edad, empezaron a trabajar antes de julio de 1997, ellos están bajo un régimen de jubilación distinto al tuyo, al momento de su jubilación, los recursos con los que cuenten en su AFORE, pasarán a manos del gobierno y los utilizará para pagar una parte de su pensión.

Tras la reforma al sistema, se cambian las pensiones por AFORES, es decir, pasó de una gran cuenta general administrada por el gobierno a cuentas individuales, cada quien tiene una cuenta a su nombre y los recursos son propios. Para administrar estas cuentas se crearon las AFORES, así tienes la posibilidad de elegir quién quieres que administre tu dinero y está más seguro.

Recapitulando, una AFORE es la herramienta más sencilla para invertir tu dinero de forma segura y que puedas disfrutar de sus beneficios cuando termines tu vida laboral. Debes tener muy presente que los beneficios son a largo plazo, por lo que sus resultados se harán más visibles con el tiempo. Este dinero es completamente tuyo, sin embargo, no puedes usarlo antes de tus 65 años, ¿por qué? Se encuentra invertido para dar los mejores rendimientos (más dinero para tu retiro) a lo largo de muchos años. Solo puedes hacer pequeños retiros parciales por cuestiones como desempleo o matrimonio. Debes pensar muy bien antes de hacer algún retiro, nunca olvides que el dinero en tu cuenta es para tu futuro.